Entre los monumentos más visitados de Turín se encuentra, sin duda, la Mole Antonelliana, que se ha convertido en el símbolo de esta maravillosa y majestuosa ciudad del norte de Italia.

Subir a la Mole Antonelliana - Una visita imperdible en Turín

Subir a la Mole Antonelliana – Una visita imperdible en Turín

El apelativo Mole de este edificio deriva del hecho de que, al momento de su inauguración, era la estrucura de mampostería más alta de Europa, mientras que Antonelliana se refiere al arquitecto Alessandro Antonelli, quien la concibió.

Actualmente, la Mole Antonelliana ya no es un edificio construido exclusivamente de ladrillo, ya que durante el siglo XX se sometió a un importante proceso de remodelación que fortaleció la estructura con cables de hormigón y acero reforzado para soportar de manera más eficiente su gran peso.

La Mole Antonelliana es visible desde muchos puntos de Turín

La Mole Antonelliana es visible desde muchos puntos de Turín

Sin embargo, con una altura de 167,5 metros, sigue siendo uno de los edificios más altos de la ciudad.

La Mole Antonelliana se encuentra en la zona central de Turín y se puede llegar fácilmente a este monumento a pie o en tranvía.

La Mole Antonelliana fue inicialmente concebida como una sinagoga, sin embargo, posteriormente fue adquirida por el Municipio de Turín para convertirla en un monumento a la unidad nacional.

Si bien sus orígenes se remontan a 1863, el edificio fue completado en 1889. El ascensor panorámico se inauguró en 1961, durante las celebraciones del centenario de la unificación italiana y se renovó en 1999.

Este ascensor panorámico permite a los visitantes subir a una terraza a 85 metros de altura y disfrutar de las impresionantes vistas de la ciudad y los Alpes de los alrededores. También se puede subir a pie por la cúpula hasta la terraza panorámica.

Ascensor y cúpula de la Mole Antonelliana

Ascensor y cúpula de la Mole Antonelliana

Descubre las mejores zonas donde alojarse en Turín.

Vistas de Turín desde la Mole Antonelliana

Vistas de Turín desde la Mole Antonelliana

Chiesa de la Gran Madre di Dio y río Po desde el mirador de la Mole Antonelliana

Chiesa de la Gran Madre di Dio y río Po desde el mirador de la Mole Antonelliana

Palazzo Carignano desde la Mole Antonelliana

Palazzo Carignano desde la Mole Antonelliana

Zona moderna de Torino desde la Mole Antonelliana

Zona moderna de Torino desde la Mole Antonelliana

El ascensor panorámico de la Mole Antonelliana atraviesa verticalmente el espacio del Museo Nazionale del Cinema (Museo del Cine de Turín), uno de los más importantes del mundo por su rico patrimonio y la diversidad de sus actividades científicas y educativas.

Museo Nacional del Cine de Turín

Museo Nacional del Cine de Turín

El Museo Nacional de Cine debe su singularidad a la configuración de su exposición al encontrarse dentro de la Mole Antonelliana.

Este “templo del cine” se desplaza hacia arriba a través de varios niveles de exhibición, creando una espectacular experiencia expositiva y recorriendo la historia del cine desde sus orígenes hasta la actualidad.

¿Vale la pena subir la Mole Antonelliana?

Subir a la terraza panorámica de la Mole Antonelliana es definitivamente una de las mejores cosas que hacer en Turín y ofrece una opertunidad única para familiarizarse con la ciudad desde las alturas.

Subir al mirador panorámico de la Mole Antonelliana

Subir al mirador panorámico de la Mole Antonelliana

Obviamente, las vistas que obtendrás desde la terraza si decides subir a la Mole Antonelliana van a variar en función de la hora y el estado del tiempo en ese día en particular. Para poder apreciar los Alpes de los alrededores de Turín, el día debe estar despejado.

Uno de los factores que tienes que tener en cuenta al subir al mirador, al igual que sucede con el mirador del Empire State, es que la Mole Antonelliana es, con diferencia, el edificio más prominente de Torino y por ende las panorámicas, aunque impresionantes, no van a ser tan hermosas como las que podrías obtener desde un mirador natural con la mole como protagonista.

Vistas de Turín desde el mirador de los Capuchinos con la Mole Antonelliana en primer plano

Vistas de Turín desde el mirador de los Capuchinos con la Mole Antonelliana en primer plano

Visitar la Mole Antonelliana – Información Útil

Coste de la entrada

Mole + Museo: 11€.

Ascensor panorámico: 8€.

Mole + Museo + Ascensor panorámico: 15€.

Con la tarjeta Torino + Piemonte tienes acceso gratuito a la Mole Antonelliana y al Museo Nacional del Cine.

Dirección

Via Montebello, 20

Horarios

De lunes a viernes de 9.00 a 18.00.

Página web

www.museocinema.it

Leave a Reply