El Acueducto de Segovia

En el imaginario colectivo, Segovia puede definirse con dos palabras, alcázar y acueducto. Del Alcázar de Segovia ya he hablado, por lo que me gustaría dedicarle un post a su acueducto.

El Acueducto de Segovia es una de las obras cumbre de la arquitectura romana en la Península Ibérica y casi un milagro de la ingeniería civil, es considerado actualmente uno de los símbolos de la ciudad.

La ciudad y su acueducto

Construido en el siglo I a.C. y comandado por el emperador Trajano, el acueducto es la segunda estructura romana aún en pie más grande de España (la primera es la muralla de Tarragona) y hasta hace no mucho, seguía en uso.

Durante unos dos mil años, esta impresionante estructura transportó agua desde el cercano río Frío, a unos 16 kilómetros de la ciudad, hasta el mismísmo Alcázar de Segovia.

El agua corría por una serie de tuberías subterráneas hasta llegar a la parte externa del acueducto. Esta sección consta de 166 arcos apoyados en 120 pilares y alcanza 28 metros de altura y un kilómetro de longitud desde el comienzo de la estructura exterior hasta su finalización en la plaza de Azoguejo, en la parte alta de la ciudad.

El Acueducto de Segovia

Los 20.400 bloques de granito del acueducto están colocados uno sobre otro sin ningún tipo de argamasa o cemento. Se sostienen gracias al encaje perfecto de sus piezas y al empleo de piedras angulares.

El acueducto que vemos actualmente no es del todo original. En época musulmana, secciones del acueducto fueron destruidas y posteriormente restauradas en el siglo XVI.

El Acueducto de Segovia

De joya de ingeniería a obra diabólica

Desde la Edad Media, a la sección del acueducto que consta de dos niveles se le conoce como “puente del Diablo”.

Cuenta la leyenda que el acueducto fue construido en una noche por el diablo para intentar conquistar el alma de Juanita, una vendedora de agua segoviana.

En medio de la noche, Juanita se despertó con una mala corazonada. Al asomarse y ver que el acueducto estaba casi terminado, le rezó a la virgen María.

María contestó a las plegarias de Juanita e hizo que el sol saliese más pronto ese día, espantando al demonio que no pudo terminar su obra.

Los segovianos medievales tenían una imaginación demasiado vívida, pero no les culpo. No tenían tele. Afortunadamente hoy sabemos que el acueducto es obra romana, y para dar constancia de ello, muy cerca de él se erigió una réplica de la Loba Capitolina.

La Loba Capitalina de Segovia

La Loba Capitalina de Segovia

4 Comments
 
  1. @MiguelMoranM 17 septiembre, 2012 at 8:30 pm Responder

    “@xixerone_: El Acueducto Romano de Segovia http://t.co/OcvI4997 #Arquitectura #CastillayLeón #España #Segovia” @Anabelvar

  2. Luis Cicerone (@xixerone_) 17 septiembre, 2012 at 8:19 pm Responder

    El Acueducto Romano de Segovia http://t.co/LgtRuaeX
    #Arquitectura #CastillayLeón #España #Segovia

  3. Agui Karabanchelero 7 junio, 2012 at 9:05 am Responder

    Buenas, acabo de leer tu articulo sobre el acueducto de Segovia y me gustaria comentarte un par de "puntos" donde considero que la información no es del todo correcta (por si te interesara o quisieras cambiarla):
    – La construccion del acueducto parece ser que se construyo en el I d.C.
    – Realmente Trajano no lo mando construir, pero se "apropio" de la construccion.
    – La reforma de la parte derribada por los musulmanes se hizo en el siglo XVI. Mandado por los reyes catolicos, y el lugar de dicha reforma es donde los arcos no tienen mas de 6 metros de altura. (vamos, que realmente lo que mas impresiona del acueducto, sigue teniendo 2 mil años).
    – Aunque el acueducto "visible" termina en el azoguejo, realmente es ahi donde pasa a ser subterraneo y llega hasta el alcazar (por lo que parece ser, y se esta encontrando, daba agua a toda la ciudad).

    Esto es una critica puramente constructiva sin ningun animo de querer ofender ni molestar, solamente pretendo informar. A si que si quisieras preguntarme algo….o yo que se, no te cortes. ok??

    un saludo!!

Leave a Reply