Aunque no lo parezca, las fotos de este post fueron hechas en Venezuela y pertenecen al encantador pueblo de Colonia Tovar.Ubicado a unos 40 kilómetros al oeste de Caracas, la villa actual es el resultado de un experimento sociológico prácticamente inédito en Sudamérica y digno de pertenecer a una historia de ciencia ficción.

A mediados del siglo XIX, el gobierno venezolano, ávido por aumentar la población del país, “importó” familias de la Selva Negra alemana para establecerlos en las montañas del estado de Aragua, en el norte del país.

En 1841 arribó el primer barco con los colonos provenientes en su mayoría de Kaiserstuhl en el (entonces independiente) reino de Baden, actual Alemania.

La villa fue prosperando y surgieron nuevos proyectos para crear nuevos poblados con colonos europeos. Sin embargo, como es frecuente en estos casos, el presupuesto se agotó y la Colonia Tovar cayó en el olvido y el aislamiento durante más de un siglo.

La falta de comunicación con el mundo exterior durante décadas creó una ciudad única. Si no fuera por la presencia de plantas tropicales y el clima templado que gobierna la zona, el visitante podría jurar que se encuentra en una localidad germana. No fue hasta la década de los 40 cuando un camino de tierra que conectaba la Colonia con Caracas trajo consigo, entre otras cosas, el castellano como lengua oficial y la puesta en circulación de la moneda nacional.

Con la pavimentación de la vía en los años 60 y la declaración como localidad de interés turístico, también llegaron los caraqueños domingueros y la implantación de las actividades turísticas y comerciales como sustento de la economía de la zona, basada anteriormente en la agricultura.

Actualmente la Colonia Tovar es uno de los lugares más singulares de Venezuela.

 

About the Author

My name is Luis Cicerone. When I was little, I would walk around the house with an atlas in my hand. My rainy Sundays were spent memorising maps and capitals. At fifteen I did my first solo trip and since then I travel whenever I can. I work in travel marketing. I love photography, movies and cat videos.

6 Comments
 
  1. Salvador Gutierrez 17 marzo, 2015 at 12:07 pm Responder

    Bonito lugar aunque ya muy turístico. Montones de caraqueños se acercan a comer codillo y beber cerveza los fines de semana. Durante mucho tiempo también famoso por el alto indice de nacidos con taras y retrasos a causa de la endogamia.

  2. Nani Nanii (@xNaniNanix) 8 septiembre, 2012 at 4:46 am Responder

    ????????? RT “@xixerone_: Bundesrepublik Venezuela – La Colonia Tovar http://t.co/g1Mkz5Oi
    #Caracas #Curiosidades #Sudamérica #Venezuela”

  3. Luis Cicerone (@xixerone_) 7 septiembre, 2012 at 11:50 pm Responder

    Bundesrepublik Venezuela – La Colonia Tovar http://t.co/VFWsAwMm
    #Caracas #Curiosidades #Sudamérica #Venezuela

  4. Ricardo Ramírez 24 junio, 2011 at 8:33 pm Responder

    Hace muchos años que no visito la Colonia Tovar, pero como dices en tu post, efectivamente es un sitio muy singular en Venezuela. No se si se puede decir que se hable alemán, pero muchos de sus habitantes si lo hablan. Un sitio perfecto para pasar un día o un fin de semana idílico. Me ha traído muchos recuerdos.Saludos!

  5. Ines 15 febrero, 2011 at 1:01 pm Responder

    Qué interesante! Un sitio realmente curioso. Se sigue habando alemán ahí? Me lo apunto para cuando vaya a Venezuela, jeje, una pequeña Alemania pero con clima venezolano: suena bien :)Vielen Dank!

  6. franja1 15 febrero, 2011 at 11:54 am Responder

    Gracias por el post sobre ese precioso pueblo venezolano. Si se visita el país, lleno de contrastes geográficos, es una buena opción conocerlo, mejor entre semana cuando hay menos gente que los findes.

Leave a Reply